Avisar de contenido inadecuado

Pensamiento en El blog de marubuelna

5/07/2009

Cuidanos

Por favor Dios, cuidanos ante todos los peligros, que el mal no pueda alcanzarnos, que por la cabeza de la gente no pase la idea de hacernos daño. Libranos de toda situaciòn que pueda ponernos en peligro. Protegenos siempre, no te apartes de nuestro lado. En la oscuridad alumbranos con tu luz, ante el miedo danos calma, ante la inseguridad danos la fuerza de arriesgarnos. Pero no nos abandones...

3/04/2009

CRECE CADA DIA: Maru Buelna

 

Se me acabaron los versos, se esfumo el amor... crece cada día un sentir nuevo que no tiene descripción. Empece a decir dos palabras que nacían dentro de mí: Te amo es lo que dije sin saber lo que era amor.

Yo no quería llorar pero lo hacia, también soñaba mucho y me distraía. No entendía que pasaba, aquí ya no mandaba; había algo más poderoso quedo. Crecía cada día esto tan incomprensible por...

31/03/2009

Mas del amor: Maru Buelna

 

MAS DEL AMOR

 

No puedo amar mas de lo que ame; el corazón no abarcaría el exceso de amor.

No puedo apartarte de los sentidos, de mi razón.

Vida, diste la luz a mi amanecer, ahora esto no tiene final; el amor se adueño de mi ser. Te amare por hacerme vivir... amor, no puedo dar mas de lo que soy porque ya te di: mas de mi amor.

 

27/03/2009

VUELVE A EMPEZAR: Autor desconocido

Vuelve a empezar

 

Aunque sientas el cansancio;aunque el triunfo te abandone;aunque un error te lastime;aunque un negocio se quiebre;aunque una traición te hiera;aunque una ilusión se apague;aunque el dolor queme los ojos;aunque ignoren tus esfuerzos;aunque la ingratitud sea la paga;aunque la incomprensión corte tu risa;aunque todo parezca nada;¡VUELVE A EMPEZAR!

27/03/2009

Papa, olvida: w.livingston larned

Escucha, hijo: voy a decirte esto mientras duermes, una manecita metida bajo la mejilla y los rubios rizos pegados a tu frente humedecida.

He entrado solo a tu cuarto. Hace unos minutos, mientras leía mi diario en la biblioteca, sentí una hola de remordimiento que me ahogaba. Culpable, vine junto a tu cama.

Esto es lo que pensaba, hijo: me enojé contigo.

Te regañé porque no te limpiaste los...