Avisar de contenido inadecuado

Navidad.com

{
}

NAVIDAD.COM
Autor: Maru Buelna

PERSONAJES
Narrador (Arcángel Gabriel)
Papá (elegante y prepotente)
Mamá (Fresa)
Hija (fresa)
Roquerina (diablo, estilo roquera)
Angel Beto (CQ)
Tata Chencho (viejito)
Tita (viejita)
María (niña pobre)
José (niño pobre)
Don Félix (Rastros de Mentiras)
Licenciado Benítez (buena gente)
Sofía (deportiva)
Mariana (sport)
Pablo (sport)

Primer cuadro: Una familia de hoy

Suena la canción: Blanca Navidad. La escena se centra en una sala.

Narrador (Arcángel Gabriel) Estamos en una nueva era, todo ha cambiado. Los valores, las costumbres, las tradiciones… ahora nos invade la tecnología. Muy pronto la Navidad dejará de ser una celebración familiar y quienes aún quieran acceder a ella tendrán que visitar la página: Navidad. Com. (Sale de cuadro).

(Entra la niña , suena “si tu me quisieras de Belinda”, se dirige a la mesa y toma su computadora, suena un ringtone).

NIÑA: ¡No puede ser! Si hubiera llegado un minuto antes me habría encontrado con Pepe. ¡Todo por ir al baño!. Deberían de inventar los baños portátiles.

(Entra la mamá, suena “Cambio y fuera de Gloria”, no ve a su hija quien se encuentra aún sentada, camina de un lado a otro. Habla por su celular).

MAMÁ: Si Naty, hubieras visto su vestido… nada fashion, cero cool.

(Entra el papá “Que pase el desgraciado”, la niña sigue en su computadora y la mamá con su celular)

PAPÁ: Lupita, dígale al contador que lo espero mañana en punto de las 9:00 en mi oficina, que no llegue tarde. Gracias Lupita, la veo mañana. (cuelga el celular y se sienta en el sofá a revisar sus mensajes, habla con su esposa pero no la observa).

¿Ya está lista la cena?.

(Ella sigue con su conversación).

MAMÁ: Si amiga, te juro que esa ropa la compra con (comercial )Mamá Lucha. ¡Que oso!.

(El esposo enojado vuelve a preguntar)

PAPÁ: Luisa, te pregunté que si ya estaba lista la cena. Tengo hambre.

HIJA: Si mamá, yo también tengo hambre, ya cuelga ese teléfono.

MAMÁ: (Voltea a verlos muy molesta) bueno Naty, te dejo, luego hablamos. Miren, no hay cena, así que si quieren comer tendrán que prepararse algo ustedes mismos.

PAPÁ: No puede ser, no haces nada, nada más te la llevas en el chisme y si nos llegas a dar de comer sólo haces comida instantánea o que compras en el súper.

MAMÁ: Lo siento, cuando te casaste conmigo sabías que no cocinaba, que nada más sabía hacer: sándwich, quesadillas y sopas Maruchan.

PAPÁ: Bueno, ¡basta!, no tengo ánimos de discutir. La niña y yo iremos a cenar algo por ahí.

MAMÁ: ¿Qué no me vas a llevar?, ¿Qué piensas que no tengo hambre?.

PAPÁ: Pues si tienes hambre puedes hacerte de cenar. Vámonos Paulina.

(Ambos salieron mientras la esposa se quedó muy molesta)

MAMÁ: ¡No puede ser!, ¡Malagradecidos!. ¿Qué creen que no invierto de mi tiempo para hacer fila en el súper cuando les traigo comida?. Además, no me dejaron terminar de hablar con María. (Truena los dedos) ya se, ahorita ha de estar conectada en el face. Voy a ver si la encuentro para seguir platicando. (Sale de la habitación).

Se escucha música de don diablo

ROQUERINA: (Entra bailando, suelta risa diabólica). ¡Qué fácil es hoy en día dominar a los humanos!. Hemos ganado la batalla, ya ni quien se acuerde de… Dios. El mal ha vencido sobre el bien, soy: Invencible. (sale bailando la de Don Diablo).

 

 

Segundo cuadro: Los abuelos buscan recuperar la Navidad
La escena es en la sala.

NARRADOR: Roquerina tenía controlada a la sociedad por medio de la tecnología, hacía que todo el tiempo estuvieran discutiendo. Eso fue acabando con el amor, los valores y las viejas tradiciones. Hacía falta un milagro para que las personas cambiaran y volvieran a ser las de antes. ¿Sucedería este milagro?.

Se escucha música de Los peces en el rìo

TITA : Chencho, ya muy pronto va a ser Navidad. ¿Qué vamos a hacer?.

TATA CHENCHO: ¡Ay amor!, ya nadie celebra la Navidad. ¿Recuerdas esas fechas?, todo era música, alegría, las calles estaban repletas de adornos, los niños escribían sus cartas a los Reyes y las ponían en el árbol de Navidad.

TITA: Si, lo recuerdo muy bien. ¡Qué hermosos eran esos tiempos!. No sé cuando cambió todo. Si tan sólo alguien pudiera ayudarnos para que todo volviera a ser como antes…

TATA CHENCHO: Si, ¿quién podrá ayudarnos?.

(Entra el Ángel Beto, suena el intro de la CQ).

ANGEL BETO: Yooo, (hace el paso del Chapulín Colorado) el Ángel Beto

TITA: ¿Quién eres tú?, ¿qué haces aquí?, ¿por dónde entraste?, ¿qué quieres?. ¿Porqué Holanda le ganó a México en el mundial?. No era penaaaaaal.

TATA CHENCHO: Además mi estimado, esas frases no se usan, tienen derechos reservados, vas a hacer que nos demanden.

ANGEL BETO: : Bueno digo… yo puedo ayudarlos. Y en cuanto a sus preguntas… disculpe pero parezco que estoy en ventaneando. Díganme: ¿A qué se debe el llamado?.

TITA : Mira angelito, estábamos recordando mi esposo y yo que muy pronto será la Navidad y…

ANGEL BETO: Mmmm, les pediría que me dijeran Beto, “Angelito” es el otro de la CQ, ese, el galancito…

TATA CHENCHO: Esta bien, “Angel Beto”, ¿puedo continuar?.

ANGEL BETO: Por supuesto, puede continuar (Se acomoda los lentes).

TATA CHENCHO: Como te acordarás, hace algunos años se celebraba el nacimiento de Jesús. Las personas arreglaban sus casas con adornos, hacían cena, se juntaban las familias, daban regalos… era una celebración muy hermosa.

TITA: Ahora, ya nadie platicaba con su familia, todos están con sus celulares o en sus computadoras que se olvidaron de esta fecha.

ÁNGEL BETO: ¿Y tienen pensado que podemos hacer?. Porque según mis cálculos aritméticos, la probabilidad de que nosotros 3 podamos recuperar la Navidad es de un 5%, ya que según el INEGI el 99.5% de las personas tienen computadora en su casa y creo que dentro de ese porcentaje que falta están ustedes.

TATA CHENCHO: No nos desanimes, tú eres un ángel, puedes ayudarnos. ¡Ya sé!, que tal si cantamos villancicos. A lo mejor al escuchar estas melodías les despertemos el espíritu navideño.

TITA: ¡Que buena idea!, escribiré las letras de las canciones que cantaremos para empezar lo más pronto posible, sólo nos quedan pocos días. En muy poco tiempo tenemos que rescatar a la Navidad.

ÁNGEL BETO: Entonces a trabajar. (sonido de gas). Jeje, disculpen, es que antes de venir para acá me comí unas gorditas y unos pambacitos… creo que me cayeron mal.

TATA CHENCHO: Bien Ángel Beto, que empiece la misión (suena la música de misión imposible, ellos se mueven mientras salen de cuadro).

(Suena la canción de don diablo y entra Roquerina)

ROQUERINA: ¿Salvar la Navidad?, si lo permito. Bastante trabajo me ha costado tener el poder sobre la tierra para que vengan ese par de ancianos a querer arruinar lo que he sembrado con el sudor de mi frente. Tengo que impedirlo (sale molesta)

Tercer Cuadro: Los niños cantores.
La escena se desarrolla en la calle.

NARRADOR: ¡Un milagro!, eso es lo que estamos esperando. Llegué a pensar que todos los humanos eran malos y que ya no había nada más que hacer. Por eso me decidí mandar a Beto ya que con su sabiduría puede ayudarlos a recuperar La Navidad. (Sale feliz de cuadro)

Entra María tocando la guitarra y cantando “Mariposa de Barrio” mientras su hermano llega una lata en la mano pidiendo cooperación.

JOSÉ: ( Hablando con el público) Los venimos molestando para pedirles su cooperación para pagar nuestros estudios, no sean gachos, alguna monedita que les sobre….

MARÍA: (Hablando con alguien del público) Ándele güerita, no sea coda, le prometo que cuando esté en la Academia Kids Lala me acordaré de usted.

JOSÉ: Usted Joven, tiene cara de buena gente, una monedita por favor….

MARÍA: (Triste), creo que hoy no es nuestro día de suerte.

JOSÉ: No te achicopales María, ya verás que mas al rato conseguiremos un poco más.

MARÍA: Tendremos que cambiar de estrategia o de… oficio.

JOSÉ: Bueno intentemos cantar otro género.

MARÍA: (Sonríe a su hermano, suena “Problem de Ariana Grande”, aplaude).

JOSÉ: Bueno desde hoy la incluiremos en nuestro repertorio, veo que funciona. (Le guiñe el ojo, salen de cuadro, entra música de don diablo).

ROQUERINA: Niños, pobres niños (tono de burla). Piensan que la gente los va a ayudar. Yo hice que las personas se convirtieran en insensibles, que ya no quisieran ayudar a nadie. Ahora son ambiciosos y todo: gracias a mi. Jajajjaa, sigan así, me encanta que sean así. (sale de cuadro bailando don diablo).

Cuarto Cuadro: Los villancicos
La escena se desarrolla en la sala.

NARRADOR: Roquerina ha hecho de las suyas y no va a darse por vencida, logró que las personas se convirtieran en… no quisiera ni pronunciarlo. Pero ya verá, esta lucha entre el bien y el mal aún no termina.

Suena música navideña

TITA: ¡Apúrale Chencho!, ya es tarde. Te dejé la bufanda y el gorro encima de la cama.

TATA CHENCHO: Ya voy, ya voy… (Sale a la habitación) ¿Cómo me veo?

TITA: (Le acomoda la bufanda) muy bien. (Le entrega las hojas). Aquí están los villancicos que cantaremos, no pude dormir de la emoción.

(Tocan a la puerta)

TATA CHENCHO: Ha de ser el Ángel Beto.

ÁNGEL BETO: Espero que mi vocalización no me falle pero estoy listo para empezar con nuestra misión (suena música de Misión Imposible mientras bailan).

TITA: Vayamos pues, que esto apenas empieza.

TATA CHENCHO: ¿Y cómo nos vamos a ir?

TITA: Pues con el gerundio… ¡caminando, trotando y andando!.

(Salen de la habitación y aparecen en la calle, se acomodan para cantar).

La escena se desarrolla en la calle

TITA: (Empieza) La Virgen se está peinando, entre cortina y cortina….

TATA CHENCHO: Sus cabellos son de oro…

ÁNGEL BETO: Y el peine de plata fina….

(LOS TRES) Pero mira como beben los peces en el río (desafinados).

(Aparece un señor muy elegante caminando por la calle, suena la música de Rastros de Mentiras)

DON FÉLIX: ¡Por los clavos de Cristo!, ¿qué es lo que escuchan mis adorados oídos?. ¡cuánta desafinación!. Parece que salieron de un gallinero. Debería de darles vergüenza que a su edad anden haciendo esos “cirquitos”.

TATA CHENCHO: No mi señor, no son “cirquitos”, estamos tratando de recuperar la Navidad.

DON FÉLIX: ¿La Navidad? ( ríe a carcajadas) criatura, ya ni quien se acuerde eso , creo que pierden su tiempo. (Se retira burlándose de ellos).

(José y María habían estado contemplando la escena, se acercan)

MARÍA: Disculpe señora, escuché que están tratando de recuperar la Navidad. ¿Qué es eso?.

JOSÉ: (Regaña a su hermana). No seas tan preguntona. Disculpe señora pero es que a veces mi hermana es muy imprudente…

TITA: No niño, que bueno que preguntan. La Navidad era una época que se celebraba en diciembre. Estaba llena de alegría y nostalgia. De regalos, adornos, canciones, mucha comida pero sobre todo: se celebraba el nacimiento del niño Jesús.

MARÍA: (Se emociona) ¿Comida?, ¿regalos?.... también para nosotros.

(Los abuelos intercambiaron miradas, no supieron que contestar en el instante).

JOSÉ: Ya María, creo que para los pobres como nosotros no existe eso. Han de ser cuestiones políticas o algo así y como nosotros no votamos: nos amolamos.

MARÍA: Si José, ya me había emocionado con eso de la Navidad.

TATA CHENCHO: ¿Escuchaste?, estos niños se llaman María y José. Esta es una señal.

TITA: Si, es verdad. Ellos pueden ayudarnos a salvar la Navidad.

(Los niños se ven extrañados)

JOSÉ: ¿Qué tienen que ver nuestros nombres con este asunto de la Navidad?

ÁNGEL BETO: Déjenme explicarles. A mi jefe: el Arcángel Gabriel, San Pedro le encargo la misión de avisarle a una mujer llamada María, que Dios la había elegido para que fuera la madre de su hijo el cual vendría a salvar el mundo.

TITA: Pero como había unos reyes que no deseaban que llegara un “nuevo rey”. Mandaron matar a todos los niños que nacieran en diciembre. Por eso José y María escaparon de donde vivían para buscar un lugar seguro en donde pudiera nacer su hijo.

TATA CHENCHO: Ellos viajaron en burro y su hijo nació en un establo en donde les dieron posada. Lo acostaron en un pequeño pesebre pero a pesar de que su llegada fue muy humilde, muchos lo esperaban con ansias como los “reyes magos” que fueron hacia donde estaba guiados por una estrella.

MARÍA: ¿En serio?, ¡que hermosa historia! Pero ¿por qué todos olvidaron celebrar la Navidad?.

JOSÉ: Si, ¿Porqué?.

ÁNGEL BETO: Porque todos se volvieron materialistas, nada más quieren estar en sus celulares o computadoras. Ya nadie se habla, no quieren estar con sus familias y eso ha acabado con la alegría que llegaba con estas fechas.

MARÍA: Que triste…

JOSÉ: Nosotros también queremos ayudar para salvar la Navidad, ¿Verdad María?.

MARÍA: Sí, pero… mmmm (se rasca la cabeza) ¡ya se!, se me acaba de ocurrir una gran idea. El patrón de mi mamá es publicista, tal vez si le pedimos que nos ayude lo haga, es rete buena gente.

TATA CHENCHO: (Pensativo) ¿Crees en verdad que nos ayude?

JOSÉ: Bueno creo que nada perdemos con intentarlo.

MARÍA: Mañana mismo le diré a mi mamá que la acompañaré con Don Matías para preguntarle que si que podemos hacer.

TITA: Pero sólo tenemos 5 días para salvar la Navidad, no se les olvide.

MARÍA: No, mañana nos vemos en este mismo lugar por la tarde. Mi hermano siempre viene a vender chicles.

ANGEL BETO: Entonces nos vemos mañana por aquí. No se les olvide. Nuestra misión es:

(Todos juntan sus manos)

TODOS: Salvar la Navidad. (Suena música de Misión Imposible mientras salen de cuadro, entra canción de don diablo)

ROQUERINA: ¿Salvar la Navidad?. Si yo lo permito. Ustedes me ayudarán a impedirlo. Los malos somos más. (Sale enojada)

Quinto Cuadro: Un nuevo invitado a la misión
La escena se desarrolla en la calle.

NARRADOR:

María era una niña muy extrovertida a pesar de que era aun pequeña, por eso no tuvo pena para preguntarle al jefe de su mamá sobre que podían hacer para salvar la Navidad. El señor era muy amable y se sintió emocionado con lo que planeaban hacer ya que él tenía buenos recuerdos de su infancia sobre esta hermosa celebración. Así que decidió ayudarlos.

(José, el Ángel Beto y los abuelos ya estaban reunidos en la calle de la ciudad esperando ansiosamente a María quien llegó con un nuevo invitado)

MARÍA: Hola, ¿me esperaban?. Adivinen a quien les traigo.

(Todos asombrados e inquietos se quedan viendo al señor)

MARÍA: Él es el patrón de mi mamá, el Licenciado Benítez y quiere unirse a nuestro proyecto.

(Todos sonríen emocionados)

LICENCIADO: Mucho gusto, María me explicó lo que quieren hacer y me emocioné demasiado con esta loca idea que quiero ayudarlos.

ÁNGEL BETO: Gracias Licenciado, muchas cabezas piensan mejor que una. Y tenemos pocos días para lograr que esta misión sea posible. Porque según mis cálculos, hemos invertido 2 días en crear nuevas estrategias, pero el viernes ya es Noche Buena, así que solamente tenemos tres días para que suceda el milagro o si no… habremos fracasado.

LICENCIADO: Bueno he pensado en crear una página que se llame: NAVIDAD.COM. En la actualidad todos están metidos en internet y podemos llegarles de esa forma.

TITA: ¿Navidad.com?. ¿Y cómo podría salvar esa página la Navidad?

TATA CHENCHO: Si, a nosotros explíquenos con manzanas porque no entendemos nada de tecnología y esas cosas…

LICENCIADO: Miren, a pesar de que las personas parecen no tener sentimientos ni nada, refugian sus emociones a través de una computadora. No hablan personalmente porque no saben que decir, han permanecido tanto tiempo callados… con esta página ellos podrán encontrar todo lo que era la Navidad, desde su historia hasta regalos virtuales, villancicos, entretenimiento de platillos navideños, postres, cuentos pero esto no termina ahí. Cuando ellos estén más y más entusiasmados con el tema aparecerá una frase que dirá: ¡cuidado!, a este link sólo pueden acezar personas atrevidas.

ÁNGEL BETO: Creo que empiezo a entender. Esas personas atrevidas tendrán la oportunidad de tener una Navidad real.

LICENCIADO: Así es Ángel Beto. Organizaremos una fiesta tradicional, en donde se pida posada, se canten villancicos, se haga la recreación del nacimiento de Jesús, haya regalos, árbol y adornos navideños pero sobre todo que tengan la oportunidad de interactuar, de conocer gente y recibir abrazos de verdad.

MARÍA: Wow, en realidad es un genio. Ya estoy emocionada, ya quiero que sea Navidad.

JOSÉ: ¿Y cree que en tan pocos días logremos nuestro objetivo?

TITA: Hay que tener fe.

TATA LENCHO: La fe muchacho, la fe mueve montañas. (Suena música de seguro que hay sol,Todos salen de cuadro, entra Don diablo.

ROQUERINA: ¿La fe mueve montañas?, yo nunca he visto a alguien mover una montaña con su fe. ¡Por Dios!. Aggghhh ¿pero que dije?, creo que ya me está afectando estar tras estas gentes y lo peor de todo es que no me he vacunado. Pero impediré que salven la Navidad, por mis barbas que lo impediré.

Sexto Cuadro: Y se creó la página
La escena se desarrolla en la sala.

NARRADOR: Y así lo hicieron, crearon la página NAVIDAD.COM que sería la que cambiaría el futuro de la nueva sociedad, todos estaban entusiasmados con este proyecto y mientras la página seguía su curso todos preparaban la fiesta que cambiaría a las personas.

(Aparece una mujer sentada, usando su computadora mientras canta. Eres mi persona favorita)

SOFÍA: ¿Navidad.com?, ¿qué será esto?. (intrigada). ¡Claro que soy arriesgada!, ¿una fiesta real?. Mmmm suena interesante. Le llamaré a Mariana. (Marca el número).

MARIANA: ¿Sí?. Hola Sofía, ¿qué milagro que llamas?. (escucha) ¿Navidad. Com?. No, no había escuchado esa página. (Escucha) Bien, entraré. Gracias, que estés bien.

(Ambas llaman por teléfono a sus conocidos, sonido que marcan)

SOFÍA Y MARIANA: Si, Navidad.com. Entra.

SOFÍA: Navidad.com

MARIANA: Si, es Navidad.com

SOFÍA: Sólo pones Navidad.com y le das al link.

MARIANA: Si, si voy a ir a la fiesta, no me la perdería por nada del mundo, suena muy interesante.

NARRADOR:

Y Así fue como poco a poco se fue pasando la voz sobre esta nueva página. En donde por supuesto, todos querían ser los arriesgados y valientes en ir a esa fiesta real. Los días iban pasando, Tita, Tata Chencho, el Ángel Beto, José, María y el Licenciado tenían fe en que esa fiesta iba a ser la que rescatara la Navidad.

(Aparecen a cuadro Pablo y Mariana quienes hablan por Whats app)

PABLO: Mariana está conectada. Hola Mariana ¿qué haces?

MARIANA: ¿Pablo? Hola estoy en la nueva página llamada Navidad.com ¡Entra!.

PABLO: ¿Nueva dices? ! Por supuesto que entraré!. ¡Genial! una fiesta real, suena interesante. Mariana ¿vas a ir?.

MARIANA: Si vas con Sofía y conmigo por supuesto.

PABLO: Pos ya está, pasaré por ustedes y nos la pasaremos genial. Que descanses nena.

MARIANA: Adiós amigo, que descanses.

ROQUERINA: Ahhh, ¿de qué me perdí?. ¿Cómo es que se animaron a ir a esa fiesta que es basura?. No lo puedo creer. Ya me estoy empezando a preocupar, tengo que hacer algo para impedirlo pero… ¿qué?.

ANGEL BETO: Lo siento Roquerina pero esta vez no ganaste, acéptalo. Por eso me mandaron mí, para impedir que interrumpieras los planes de salvar la Navidad. ¡Y ahora mi plan de contrataque!. (Suena gas) ¡Ohhh!, ¿fuiste tú o fui yo? ¡fui yooooo!. Adiós Roquerina.

ROQUERINA: Ángel cochino, no sé como lo aceptan en el cielo… (se va indignada).

Séptimo cuadro: El día de la fiesta
La escena se desarrolla en la sala pero hay adornos navideños
Suena canción navideña

NARRADOR:

Llegó el día tan esperado, los organizadores estaban nerviosos pero tenían fe en que todo resultara como lo habían planeado. Los invitados fueron llegando; algunos temerosos, otros entusiasmados pero todos con la intriga de la celebración de Navidad.
María y José se vistieron de los padres de Jesús y recrearon la escena que conmovió a los asistentes. Todos supieron en ese instante que era La Navidad.

ÁNGEL BETO: Después de que María y José habían llegado a Belén, María dio a luz a su bebé en un humilde pesebre de paja, en un establo junto a los animales. Este era el único lugar que ellos habían podido conseguir. No eran personas que poseían riquezas materiales. Pero tenían la enorme responsabilidad y el honor de criar y educar al hijo de Dios. El calor de María, unas pobres mantas y su humilde cunita lo abrigaban. Los pastores guiados por una estrella llegaron hasta el lugar para ver el milagro del amor de Dios hacia los hombres y adorar al niño.

(Se escucha el Ave María mientras María y José están hincados al lado del niño)

MARÍA: Mi niño hermoso, bendecido seas por siempre, aquí estoy yo que soy tu madre para cuidarte y protegerte. Eres regalo de Dios, eres regalo divino, has venido para amarnos y enseñarnos el buen camino.

JOSÉ: (Volteando al cielo) Señor, te prometo cuidar de tu hijo y educarlo a la manera de los hombres, tu palabra se ha cumplido y nosotros, tus humildes servidores, recibimos a tu hijo entre nosotros con mucho amor.

ROQUERINA: No puede ser, ¡fallé!. Y todo por estar jugando X-box.

ÁNGEL BETO: ¿Entonces que Roquerina, aceptas tu derrota?.

Con lágrimas en los ojos: Tita, Chencho y los demás… agradecieron por haber rescatado la Navidad.

(Aparecen Tita, Chencho, el Ángel Beto, José, María y el Licenciado)

TITA: Lo logramos, no lo puedo creer, es un milagro (Llora emocionada).

CHENCHO: Sí, todos juntos hicimos el milagro, cada quien con su granito de arena.

JOSÉ: Estoy muy emocionado, lo logramos, lo logramos (Llora).

MARÍA: Es muy bonito tener a la familia reunida, ¿vieron como se abrazaban?.

LICENCIADO: Es como si estuvieran descubriendo un sentimiento: el amor.

NARRADOR: Y fue así como las familias y los amigos se volvieron a reunir no dudando en demostrar sus sentimientos. Es como si a todos les hubieran implantado un corazón que los hizo volver a amar.
No lo olviden; la Navidad es más que regalos costosos, cenas extravagantes, decoraciones exuberantes. La Navidad es dar con el corazón a quien más lo necesite porque sólo quien recibe a Jesús en su corazón puede ser completamente feliz.

TODOS: FELIZ NAVIDAD

MARÍA: Sin punto com.

 

 


?

{
}
{
}

Comentarios Navidad.com

una ovbra de teatro esta muy bien bastante creativo
preciosa tiene arte

Deja tu comentario Navidad.com

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.