Avisar de contenido inadecuado

Mi sueño americano Autor: Maru Buelna

{
}


¡Todos tenemos sueños!, a veces es muy lindo imaginar un mundo diferente, poderles dar a nuestra familia todo aquello de lo que han carecido por años… yo quise hacer lo mismo pero mi historia me llevó a conocer las peores pesadillas por ir tras un “sueño americano”.
Soy Lauro García nací en Honduras, cuando decidí irme a los Estados Unidos tenía apenas 18 años, nunca me imaginé como era toda la travesía hacia ese lugar, nada más sabía lo poco que escuchaba de la gente que había ido. Muchos auguraban un buen destino, otros hablaban de tragedias. Yo había visto a muchos que llegaban con dinero, que podían comprar su casa y su carro. Quería eso para mis padres…
En mi primer intento me asaltaron en Tapachula quitándome todo lo que llevaba, me tuve que ir en tren hasta Ixtepec en Oaxaca en donde me agarraron regresándome de inmediato a Honduras. Cuando llegué mis amigos se burlaron de mí, eso me motivó para que decidiera volver a intentarlo, al fin que ya sabía cómo era el camino.
En menos de un año ya estaba de nuevo en mi intento de ir “tras ese sueño americano”. Cuando llegué a la frontera de Guatemala con México empezó de mi pesadilla porque nos volvieron a robar el dinero como en aquella primera vez, esta vez iba con un amigo.
En este trayecto nadie te defiende y si ves que le están haciendo algo a alguna persona no puedes ir como súper héroe a rescatarlo porque te matan. Hay muchos grupos armados…
No se imaginan el hambre y frío que pasé, el trayecto del tren es muy largo pero mi orgullo podía más por eso no me quejaba. Cuando llegué a Torreón nos dieron de comer y ahí pasamos la noche, a la mañana siguiente tomamos un tren para Ciudad Juárez.
Mi conciencia me decía: ¿vale la pena tanto sacrificio? Pero al recordar a mis padres y tantas carencias que pasábamos me contestaba: sí, vale la pena.
Luchaba por no dormirme, si te vence el sueño puedes caerte del tren y procuraba tener cuidado pero al estarme quitando mi calzado todo se tornó gris. Sí, caí del tren y este me amputó mi pierna y mi brazo en un instante mientras veía como los vagones pasaban por encima de mí.
¡Auxilio, auxilio! Gritaban las personas que iban arriba del tren. Afortunadamente andaba un señor caminando por ahí y este me llevó de inmediato a la Cruz Roja donde recibí atención, para ese entonces ya estaba entrando a Belice.
Gracias a esta persona y a Dios estoy vivo aunque para mi esta vida ya no tenía sentido, ahora sería una carga para mi familia. No dejaba de llorar por tanta impotencia y tristeza que sentía. Adiós “sueño americano”, adiós a una mejor vida.
De Belice me llevaron a Cd. Juárez y luego al Distrito Federal, ahí estuve dos años. No siempre te topas con personas buenas pero en mi camino aparecieron y me regalaron una prótesis que es con la que ando.
Me decidí a volver a mi tierra, como dicen: “con la cola entre las patas”, mi familia me hizo sentir querido pero en aquí en Honduras la gente es muy dura, para ellos yo no valía nada…
En donde vivo hay 26 jóvenes amputados por la misma causa, para ninguno de nosotros fue una buena idea tratar de irse a los Estados Unidos. Y pienso: ¿Por qué la gente busca como alternativa irse para allá?, ¿Qué se puede hacer para que no se vayan?.
Muchos no salen de sus casas, para ellos su vida terminó. Para mí no, y aunque sea duro me considero un hombre valiente que quiere seguir soñando, que busca como salir adelante a pesar de su condición.
Quiero volver a tocar mi guitarra, aquella que tocaba cuando era niño. Recuerdo cuando lo hacía todos me admiraban. Quiero volver a vivir y por qué no, encontrar el amor.
¿Qué ganas y que pierdes al quererte ir o al irte?. No sabes lo que es pasar: hambre, sed, calor, miedo… arriesgarte a que te asalten, te maten o te violen. Pero a la vez nuestro gobierno tiene la culpa por no abrir nuevas fuentes de trabajo, por pagarnos unos centavos por nuestro trabajo, por darnos tan pocas oportunidades de crecer…
¿Dejarías a tus hijos solos arriesgándolos a vivir una vida que no les corresponde por dinero?.

{
}
{
}

Deja tu comentario Mi sueño americano Autor: Maru Buelna

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.